CULTURA ALIMENTARIA

CULTURA ALIMENTARIA

El reino humano esta subido en un barco que no descansa, flotando, girando sobre si mismo y al rededor del sol. El panorama alimentario en este continuo movimiento ha asistido a una evolución constante dentro de la biodiversidad que hay en el planeta.

El ser humano gracias a las tomas de consciencia ha evolucionado y desarrollado en el conocimiento propio y del planeta. Pero estamos asistiendo a un alejamiento y desinteres con el combustible que nos mantiene con vida y nos permite degustar la vida a traves del alimento. Una sociedad consciente y con identidad se desarrolla con el reconocimiento a los reinos y aceptando su realidad para afrontar los cambios.
Deberíamos empezar por preguntarnos, si vivimos en consciencia o en inconsciencia la realidad del panorama alimentario.
El ser humano debe reconocer y aceptar que forma parte de un colectivo y tiene la responsabilidad y compromiso de las consecuencias de sus acciones consigo mismo y con el colectivo.
La vida confronta a cada ser humano con sus debilidades. El lugar donde nacemos, la familia, las amistades, el trabajo,etc… nos muestran la mayor parte de las veces algo que no es real, que nos limita, que nos hace sentir pequeños y débiles. Todo ello nos aparta de nuestra verdadera identidad y nos conduce a vivir una vida diferente y lejos de lo que realmente somos.

Sintámonos seres especiales, capaces de hacer grandes cosas. No vivamos las dificultades y limitaciones, expresemos todo nuestro potencial y contribuiremos a que la CULTURA ALIMENTARIA este activa, sea reconocida y muestre la verdadera identidad en cada rincón del planeta.

La sociedad debe comprometerse para liberarse. Compromenterse a reconocer los reinos mineral, vegetal y animal tal como han sido conceptualizados. Tratar de sacar provecho de ellos sin dar nada a cambio es un error que tiene sus consecuencias. Estar en el don y la humildad de la transcendencia de los reinos permite alcanzar la felicidad. El hombre es responsable de sus elecciones, somos lo que somos ahora y estamos donde estamos en este momento fruto de todo lo que hemos hecho y hemos dejado de hacer.
Debemos ser capaces de reconocer la verdad sobre la CULTURA ALIMENTARIA en total libertad, de esta forma tendremos una visión universal y una mayor apertura para aceptar lo que estamos viviendo y ponernos en la acción.

En la actualidad en el planeta tierra estamos asistiendo a un buen número de situaciones reveladoras que nos desberían hacer reflexionar sobre el modelo alimentario. El modelo de crecimiento, desarrollo y evolución actual esta convirtiendo a los reinos mineral,vegetal y animal por la inconsciencia de las personas que manejan el poder y las grandes decisiones en los grandes perjudicados de esta triste realidad. Si a esto le añadimos la indiferencia, irresponsabilidad o complicidad que cada ser humano aporta, la realidad sobre el panorama alimentario actual, alcanza un problema de primer orden en la sociedad.

Cada uno tiene su parte de responsabilidad, esta situación es reversible aportando cada uno lo que es suyo, ni más ni menos.

Asistimos a un momento inédito, la producción de alimentos se deslocaliza de sus lugares tradicionales y se instaura en lugares donde la mano de obra es más barata o atenta contra la dignidad humana. Se crea un modelo basado en la superproducción sin límites, poniendo en riesgo, la biodiversidad vegetal y animal, la contaminación de suelos y aguas, la destrucción de puestos de trabajos y el abandono de tierra tradicionalmente productivas. Todo ello deriba en la desaparición sin posible retorno de las culturas gastronómicas locales y supervivencia de la CULTURA ALIMENTARIA  del planeta tierra.

campo
El juego de la especulacion y destruccion de los reinos mineral, vegetal, animal y humano ha comenzado. Los actos que realiza el hombre en contra de la naturaleza afectan a todos y a todo. El adoctrinamiento y alineamiento de la producción alimentaria lleva camino de convertirse en una triste seña de identidad del planeta tierra.
Deberíamos preguntarnos:

  • Se produce mucho y sigue habiendo hambre en el planeta.
  • Se produce más que antes y los alimentos son mas caros.
  • Se contamina más que antes y quien paga esta factura.
  • Se destruye la Cultura Alimentaria local que ha vertebrado la economía rural durante años y todo el mudo calla.

¿A quien beneficia este desorden?
El hombre tiene 2 batallas a conquistar, que son una urgencia y el tiempo corre.
1. Reconocer y aceptar el modelo productivo actual que pone en peligro el equilibrio de los reinos y por consiguiente el del ser humano para pasar a la acción y cambio de modelo alimentario.
2. Acabar con la batalla del hambre.

hambre
Se puede descansar, conociendo que el modelo productivo esta poniendo en una situación crítica a los reinos y como consecuencia de ello dejar un planeta a las generaciones futuras en peores condiciones que las que nos dejaron nuestros antepasados.
Se puede dormir, sabiendo que hay gente que muere de hambre. El hambre es la muestra que pone en evidencia las debilidades del ser humano.

El alimento, es el soporte, la cultura que mejor expresa la verdad del reino humano y el reconocimineto a los otros reinos.

hombre pensando
El deseo, la convicción, la rectitud y el compromiso son la fuerza del ser humano para cambiar esta situación y conquistar la verdadera CULTURA ALIMENTARIA para el colectivo.

¿Empieza el cambio?

Bibliografía consultada.

– Tratado de Telurología. D.Didier. Ediciones Parientes, 2002.

– La Nutrición Sensorial. Didier Delrieux & Abigaelle Lacombe Didier. Ediciones Maison Dunoyer, 2012.

 

1 Comment
  • Cristina Masegosa
    Posted at 14:42h, 29 julio

    Ojalá, en un futuro, la gente vea todo como lo ves tu, porque son verdades como puños. La madre naturaleza nos da de todo y los humanos solo hacen que explotarla y darle la espalda a la tierra. El carma y la tierra lo devolveran con mas fuerza el día mañana y pagaran justos por pecadores. Muchos Saludoosss!!

Post A Comment
Translate »