“RESPIGOS” EN EL MERCADO DE LAREDO

“RESPIGOS” EN EL MERCADO DE LAREDO

Los mercados de abastos, durante siglos han sido el lugar de reunión y de compras de los productos frescos en las ciudades y pueblos. Tristemente los nuevos hábitos de compra y las cadenas de supermercados les ha sacado parte de su protagonismo aunque todavía hay algunos que mantienen su personalidad y singularidad ofreciendo productos exclusivos y de difícil localización en las grandes superficies.

El Mercado de Abastos de la Villa de Laredo, es un edificio modernista construido a principios del siglo XX. Sobresale los motivos de la cerámica esmaltada, obra de Daniel Zuloaga, que indican la funcionalidad del mismo. El mercado, ofrece al público visitante respigos en temporada y otras delicias de la huerta Cántabra.

El cultivo del nabo no presenta grandes dificultades ni cuidados importantes, entre finales de agosto y la primera quincena de septiembre se siembra las semillas, para que a finales de enero se empiece la recolección de los respigos hasta el mes de marzo. El tiempo, la sabiduría y unas manos hábiles son la base para obtener los tallos más tiernos. El consumo de respigos frescos pone fin a la temporada. Aquel que haya sabido cocer respigos y congelar, podrá disfrutar de ellos durante la espera de un nuevo ciclo.

Un acierto para mantener la tradición es la transmisión oral y el sabiduría que precisa el cultivo y obtención de la semilla para ser autónomo y mantener el ciclo natural de tan emblemática hortaliza. Que estos cinco meses que aguardan hasta la siembra, permitan a las familias mantener sus hábitos hortelanos y su entusiasmo por seguir con la tradición de los respigos.

Felicidades a las localidades de; Liendo, Seña, Ampuero, Tarrueza, Laredo, Colindres y los pueblos que conforman la Junta de Voto por cultivar y respigar nabos. Así dice el refrán; “Si tienes nabos y no respigan, para que los quieres”.

TORTILLA DE RESPIGOS

Ingredientes

  • Respigos de Laredo, 2-3 manojos.
  • Ajos, 3-4 dientes.
  • Aceite de oliva virgen extra “variedad” Verdeña. Naeral y Alquezrana. 1/4dl.
  • Sal de Naval.
  • Patata variedad “Agria” de Valderredible, 2 unid.
  • Huevos, 8 unidades.

Elaboración

  1. Limpiar los respigos, cortar y cocer alrededor de 30 minutos. Escurrir y luego retirar un poco el agua de los respigos con las manos haciendo una especie de bolas. Esta la opción de congelar las bolas para comer en otro momento.
  2. Laminar los ajos, dorar en el aceite de oliva e incorporar los respigos, saltear unos minutos.
  3. Por otro lado pelar y cocer las patatas, una vez cocidas, escurrir y chafar con el tenedor. Juntar respigos y patata.
  4. Batir los huevos e incorporar la mezcla anterior. Sazonar y hacer las tortillas.
  5. ¡¡Buen provecho¡¡

Comentario

En esta ocasión los respigos eran congelados, una buena estrategia para poder disfrutar de ellos a cualquier hora y poder confeccionar un plato de manera fácil y rápida.

Una tortilla con toda la personalidad, el sabor de los respigos y la suavidad de la patata ofrecen a esta elaboración una especial textura y una singularidad organoléptica inédita.

Cambiando el hábito de comer, cambiamos el mundo.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Translate »