buena 2

JUDÍA DE CARETA DE POMAR DE CINCA

La judía de careta es una variedad rústica, se adapta bien a diferentes territorios, tolera bien el calor y se acomoda al fresco de la montaña. No precisa de muchos cuidados y responde muy bien a las enfermedades.

buena 1

Esta leguminosa del género Vigna.unguiculata (L.) Walp. es de porte mediano, antiguamente sembraban en mayo a la vez que el maíz para servir de soporte a las judías. Se recolecta en septiembre a medida que se van secando las vainas. Ofrece un grano pequeño y un sabor interesante. Las vainas verdes de esta variedad no se consumen.

En Aragón su cultivo era bastante frecuente y se encontraba junto a otras variedades de mayor interés culinario por su adaptabilidad, rusticidad y carácter productivo.

Ángel Castán Nasarré de 85 años, es uno de los 7 hermanos de casa El chaparro de Pomar de Cinca. Agricultor de profesión y hortelano de vocación ha sabido salvaguardar semillas heredadas de su familia. Ajos, tomates de colgar, bisaltos, judías caparronas y judías de careta entre otras cosas.IMG_20170907_164658_HDR

JUDÍA DE CARETA EN SU JUGO Y ACEITE CRUDO

Ingredientes

  • Judía variedad “Careta” de Pomar de Cinca, 400 gr.
  • Pimiento rojo y verde de Huerta Barbereta de Huesca, 1 unid de cada uno.
  • Puerro de Huerta Barbereta de Huesca, ½ unid.
  • Cebolla de guardar de Huerta Barbereta de Huesca, 1 unid.
  • Ajos de Sariñena, 3 dientes.
  • Laurel ½ hoja.
  • Hueso de Jamón de Teruel, 1 unid.
  • Aceite virgen extra variedades“Verdea, Negral y Alquezarana” de Bierge, 1/2 dl.
  • Sal de Naval.

Elaboración

  1. Poner a remojo la noche anterior, unas 8 horas. Aunque también admiten cocerse sin remojo.
  2. Poner a cocer las judías junto a las hortalizas y el hueso de jamón. Con remojo unos 20-30 minutos de cocción.
  3. Retirar el hueso y las hortalizas. Pasar las hortalizas por el pasapuré e incorporar el jugo a las judías. Terminar de apañar las judías con un buen chorro de aceite de oliva crudo y rectificar de sal.
  4. Emplatar y servir.

buena 3

Comentario

Esta elaboración da una muestra de la sobriedad de algunas recetas y del aprovechamiento del género. El resultado es muy interesante y a la vez diferente. Intuición y sabiduría de la cultura gastronómica local.

Recuperar la huerta, para recordar sabores, todo no esta perdido, podemos cambiar todavía, las próximas generaciones lo agradecerán.

                                                                                                    Cambiando el hábito de comer, cambiamos el mundo.

Posted in LEGUMBRES and tagged .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image