1. reino mineral c

REINO MINERAL EN LA ALIMENTACION

EL REINO MINERAL

El ser humano se relaciona con la vida, con la creación a través del reino mineral, vegetal y animal. Los reinos son el soporte de la evolución e involución del planeta.

Los alimentos y la cocina son una consecuencia de los reinos, la libertad del ser humano y las decisiones tomadas en consciencia o en inconsciencia nos ofrecen el fruto de todo lo que hemos hecho y hemos dejado de hacer.
La formación del primer reino en la tierra es el mineral. Este es el soporte para los demás reinos y está impregnado de las fuerzas de la tierra. El hombre es responsable de sus elecciones y de ellas, las consecuencias son evidentes en el reino mineral. Nuestro cuerpo físico esta en relación con el reino mineral.
Descuidar el reino mineral, contaminar la fertilidad de los suelos, reducir la extensión de huerta e ignorar su vital importancia para el ser humano es un acto que todos deberíamos tener presentes. Hay lugares en la tierra donde ya no se pueden pescar y/o producir alimentos saludables o simplemente han dejado de existir como habían sido creados. El momento presente nos está dando pistas de cómo se encuentra el reino mineral; Fracking, sobreexplotación minera, abonos y pesticidas químicos…
La palabra humildad, viene de humus, de esa tierra negra, fértil que es base y sustento para producir alimentos. El ser humano tiene una responsabilidad con el reino mineral, si no la ejerce como tal en beneficio de su salvaguarda y protección:
¿A quién beneficia?
¿Qué responsabilidad tenemos cada uno?
¿Estás dispuesto a cambiar esto?
¿Qué herencia queremos dejar a las futuras generaciones?
La alimentación del presente debe entenderse como una nueva mirada de reconocimiento del ser humano al reino mineral. El hombre es libre, pero tiene una responsabilidad si así desea pasar a la acción para decidir qué hacer para él y con su entorno. Reconocer y aceptar que formamos parte de un todo y que nuestras acciones contribuyen a cambiar el presente son el soporte para no volver a repetir los mismos errores y evolucionar a otro estado de consciencia.
El reino mineral es una parte activa de la tierra y soporte para la producción de los alimentos. Los alimentos que tenemos en nuestras mesas, nuestras cocinas, son reflejo de la vitalidad y estado en el que se encuentra el reino mineral. Nada es gratis, si queremos mejorar la sustancia y vitalidad de nuestros alimentos tenemos que responsabilizarnos y reconocer al reino mineral como una parte activa de la creación, que no es ajena al ser humano sino complementaria a su propia evolución.
Alimentarse es un acto de nutrición física y energética.
La Tierra genera una variedad extraordinaria de “sabores” a través de la vida de sus reinos: mineral, vegetal y animal. El hombre tiene el privilegio no sólo de nutrirse físicamente y de disfrutar de esta extraordinaria paleta de sabores a través de su sentido del gusto, sino también de crear y recrear, en infinitas combinaciones, dicha paleta mediante el arte de la cocina.
Pero aún hay más, el ser humano, como ser consciente y dotado de libre albedrío puede comer en consciencia y nutrir a su vez a la Tierra y a la Creación entera de reconocimiento, gratitud y placer depurado, que es un placer que va más allá de la satisfacción física y alcanza un nivel vibratorio más elevado.
Saboreando un determinado vino, una trufa, una hortaliza, una fruta… reconocemos el terruño que la ha producido, captamos la especificidad de ese terruño y sus energías propias y si lo hacemos en consciencia, nos armonizamos con la inmensa y maravillosa diversidad del planeta.

1. reino mineral b

Rio flumen y la Hoya de Huesca

Comer no sólo es ingerir elementos necesarios para la vida física, sino un verdadero acto de reconocimiento y de consciencia que honra y respeta la Creación.

 

Bibliografía consultada.

– Tratado de Telurología. D.Didier. Ediciones Parientes, 2002.

– La Nutrición Sensorial. Didier Delrieux & Abigaelle Lacombe Didier. Ediciones Maison Dunoyer, 2012.

Posted in LOS REINOS DE LA TIERRA, REINO MINERAL and tagged .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *